Cómo hacer un volcán en casa

Cómo hacer un volcán en casa

Como sabes, en «El misterio de la isla del volcán», Los Futbolísimos viajan a la isla de Tenerife en las Islas Canarias. Desde el avión, contemplan maravillados el Teide, que, además de ser el pico más alto de España con sus 3718 m de altura, también es un poderoso volcán. Y no uno cualquiera, sino ¡el tercero más grande de la Tierra!

¿Te gustaría construir un volcán con tus propias manos y producir una erupción en casa? Este es el reto que te proponemos para pasar un rato divertido mientras leemos el nuevo libro de Los Futbolísimos. ¡Allá vamos!

Materiales para el volcán

  • Una base cuadrada de cartón duro o una bandeja de plástico.
  • Una botella pequeña de plástico.
  • Plastilina de colores.

Materiales para la erupción

  • Bicarbonato.
  • Vinagre.
  • Colorante alimentario naranja.
  • Jabón líquido.
  • Embudo.

Un volcán en construcción

Vas a necesitar una base amplia para cuando el volcán entre en erupción. De lo contrario, vas a mancharlo todo alrededor de tu montaña de fuego. Para ello, usa un trozo de cartón cuadrado o una bandeja casera, que puedes forrar de papel de aluminio o de papel vegetal.

Coloca la botella de plástico en el centro. Puedes afianzarla a la base con pegamento o cinta adhesiva. Luego, es hora de modelar pacientemente tu volcán con la plastilina, con la que tienes que cubrir la botella de abajo hacia arriba con forma de montaña. ¡Cuidado, no tapes el cráter! Puedes utilizar colores como el marrón, el negro o el verde, que asemejen de verdad el terreno de una montaña, y algo de naranja o rojo alrededor del cráter para darle incluso más realismo.

¡Cuidado! ¡Erupción!

Para que se produzca la erupción, vamos a realizar un sencillo experimento científico de mezcla de sustancias. En un recipiente, agrega medio vaso de agua con jabón líquido y colorante alimentario hasta que se tiña de un llamativo color rojizo. Después, añade medio vaso de vinagre. Con la ayuda del embudo, echa toda la mezcla en el interior de la botella reconvertida en volcán.

Ahora, llega el momento más emocionante: echa dos cucharadas de bicarbonato por el cráter de tu volcán y espera. Cuando el vinagre y el bicarbonato se mezclan, se produce una reacción química que hará que el contenido de la botella salga despedido por el cráter. ¡Apártate un poco si no quieres que la lava te alcance!

Te dejamos un vídeo explicativo para ver cómo se hace. ¡Y no olvides contarnos tu experiencia en los comentarios!

4 Comentarios en

Cómo hacer un volcán en casa